jueves, 22 de marzo de 2012

Tortazos

Enrique P. Maroni (1887-1957) tuvo su mayor momento de popularidad como locutor radial, lo que quizás empañó su obra autoral ya fuere de sainetes costumbristas o de páginas musicales de gran repercusión popular. Su nombre está asociado a la letra de La cumparsita, donde figura junto a Pascual Contursi como autor de la misma y que él parece haber confesado su nula participación en la misma.

                                        
Nació en Bragado (Provincia de Buenos Aires) y tempranamente publicó versos, llegando a completar dos libros. Se dedicó al Teatro vocacionalmente y en 1928 debutó en radio Prieto para pasar luego a Splendid donde cubrió infinidad de roles ante el micrófono. Paralelamente, sus sainetes se estrenaban en la calle Corrientes y su producción de tangos fue muy prolífica. Por citar algunos: La borrachera del Tango, Micifuz, El poncho del olvido, La mina del Ford (con Pascual Contursi), Cicatrices, Compañero, Virgencita de Pompeya o el foxtrot La hija de japonesita, por citar algunas de sus obras. Fue amigazo de Gardel que le grabó 13 de sus temas, compartidos con diferentes músicos. Uno de esos temas que cantó Gardel (lo grabó el 17-6-1930) y revivió magistraldmente Roberto Chanel con la Orquesta de Osvaldo Pugliese, fue la milonga satírica: Tortazos. Según su bisnieta Lorena, a esta milonga la bautizó: Como pétalo de rosa, y al agarrarla Gardel, éste dijo: "No, esto tiene que llamarse Tortazos". Y así quedó, y acá está el manuscrito corregido por el propio Maroni.


Lucio Demare con la voz del chivilcoyano Juan Carlos Miranda lo registró el 23 de enero de 1942 y acá lo podemos escuchar.


Tortazos.Lucio Demare.Juan Carlos Miranda




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada